El Observatorio Vodafone de la Empresa


Gran avance en la entrega de paquetes con drones tras la autorización de la Administración Federal de Aviación estadounidense a Wing

MATT MCFARLAND, CNN BUSINESS


Gran avance en la entrega de paquetes con drones tras la autorización de la Administración Federal de Aviación estadounidense a Wing

Wing ha recibido el certificado de operador aéreo, que le autoriza a realizar entregas comerciales en los Estados Unidos. La compañía dijo el martes en una publicación en Medium que llevará a cabo una prueba piloto a finales de este año. El portavoz de Wing no aclaró a cuantas personas se servirá, cuantos drones se utilizaran, ni que tipo de productos se entregarán durante la prueba piloto. Los drones vuelan de forma autónoma pero, como precaución, Wing contará con pilotos acreditados en tierra que puedan tomar el control de los drones.

Wing, una filial de Alphabet, empresa matriz de Google, que empezó como un proyecto de Google X, explicó que han realizado 70.000 vuelos de prueba y más de 3.000 entregas en Australia. A principios de este mes, Wing había anunciado que estaba entregando alimentos y otros artículos a un número limitado de hogares en Canberra, la capital de Australia.

El reparto con drones podría reducir los tiempos de entrega y tendría un impacto medioambiental menor que el de otras formas de entrega de paquetes

Hasta el momento, la entrega de paquetes con drones estaba muy limitada en Estados Unidos, si bien existían programas de mayor envergadura en el extranjero, en países como Ruanda. Los defensores de la entrega de paquetes con drones dicen que podría reducir los tiempos de entrega y tendría un impacto medioambiental menor que el de otras formas de entrega de paquetes. Según el portavoz de Wing, durante las pruebas de la compañía en Australia, el plazo medio de entrega de paquetes fue de 7 minutos y 36 segundos. Los distribuidores necesitaban unos cuatro minutos para preparar los paquetes, y los vuelos de los drones duraban aproximadamente tres minutos.

El uso de drones en el espacio aéreo de EE. UU. es más complicado, ya que los drones deben navegar sin peligro en entornos densos y complejos en los que hay, entre otras cosas, aeropuertos, helicópteros que vuelan a baja altura y peatones en las zonas bajas. Wing realizará las pruebas piloto en Blacksburg y Christiansburg, unas zonas poco pobladas de Virginia. Anteriormente, Wing ya había probado la entrega de comida en el campus de Virginia Tech en Blacksburg.

Quedan muchos obstáculos por superar para que la entrega de paquetes con drones sea parte de la vida de los estadounidenses

El nuevo servicio de entrega formará parte del programa piloto de drones que el Departamento de Transporte de Estados Unidos anunció en octubre de 2017. El programa de tres años designó las zonas para realizar pruebas con drones y experimentar, entre ellas Virginia. También concede una mayor libertad a los participantes para experimentar con innovaciones, como los vuelos nocturnos y los vuelos sobre personas. “Este es un importante paso adelante en la prueba de drones sin peligro para integrarlos en nuestra economía”, declaró en un comunidado la secretaria de Transporte estadounidense, Elaine Chao.

Quedan muchos obstáculos por superar para que la entrega de paquetes con drones sea parte de la vida de los estadounidenses. Los drones deben poder identificarse de forma remota, de modo que la policía local pueda comprobar si un dron tiene derecho a volar en la zona o si podría suponer un problema. En estos momentos, estas normas se están elaborando. Además, los drones deberán volar sobre personas, por la noche, y deberán estar vinculados a un sistema de gestión de tráfico aéreo no tripulado, tal como lo están los aviones más grandes.

Descargar artículo